Contexto histórico, político y económico del nacimiento de la Teoría del Calentamiento Global
Iosu Marruedo Abascal



1.- Las Claves históricas:
a) En 1972, el informe sobre los Límites del Crecimiento, encargado por el Club de Roma y dirigido por Donella Meadows, avisaba que los ritmos de crecimiento de la población mundial, de la producción y del uso de los recursos naturales eran insostenibles a largo plazo.

b) Esta advertencia venía tras la de Paul Ehrlich en su libro La explosión demográfica (The Population Bomb, 1968), en que sostenía que el crecimiento de la población iba a conducir a que en las décadas de los setenta y ochenta, "...millones de seres humanos morirán de hambre..." . En el mismo año, Garret Hardin había publicado La tragedia de los Comunes, en que proponía la renuncia a la libertad de reproducción para hacer frente al agotamiento de los recursos comunes (Hardin y su esposa se suicidaron en 2003).
1101731203_400.jpg
c) La década de los sesenta es una época de toma de conciencia colectiva sobre el medio ambiente, de nacimiento de movimientos ecologistas, solidarios, y antibelicistas. Las revoluciones de los sesenta fueron revoluciones contra el orden establecido, dominadas por el intento de encontrar nuevas pautas familiares, nuevas costumbres, nuevas formas de subsistencia y modelos de consumo, nueva estética y nuevas identidades personales.

A finales de los sesenta ya están activos los movimientos "para salvar el Planeta", son numerosas las protestas contra ..." las actividades industriales, deshumanizadoras, que ponen en peligro la supervivencia del Planeta"... manifestaciones contra empresas que causas contaminación ambiental ... pero en este caso, la preocupación era el enfriamiento global, consecuencia de esas actividades.
.
En este enlace podemos consultar un listado de periódicos de EEUU fechados entre 1970 y 1978, en los que se advierte del peligro de una nueva era glaciar causada por la contaminación ambiental derivada de las actividades humanas.
La imagen de la izquierda es la portada de la revista TIME de diciembre de 1973. La noticia y la alarma era el frío de "origen antrópico".

La temperatura anual media del planeta había descendido desde 1942 y el problema de la sostenibilidad de los recursos y el aumento de la población era visto desde el contexto de un enfriamiento global.
Surgen movimientos sociales que denuncian al modelo de producción y consumo existente como causante de este enfriamiento que ponía en peligro la supervivencia de la civilización y del Planeta (¿se te hace conocido este discurso?).

Observa y compara el contenido de la siguiente Tabla:
28 de abril de 1975: la amenaza del "enfriamiento global"
El 28 de abril de 1975 la revista Newsweek anunciaba la casi unanimidad de los meteorólogos en que el enfriamiento global provocaría “hambrunas catastróficas”.

El 21 de mayo de ese mismo año, The New York Times recogía que los científicos daban como “bien establecido” que el Hemisferio Norte se había estado enfriando desde 1950.
El 10 de diciembre de 1976, la revista Science advertía de la proximidad de una “extensa glaciación” en nuestro hemisferio. Dos años más tarde, The Day, insistía: “Are we headed for another ice age?“.

Science Digest Magazine aconsejaba: "debemos prepararnos para la próxima edad de hielo". Por su parte International Wildlife advertía "debe ahora considerarse una nueva edad de hielo". El Christian Science Monitor advertía que los armadillos se habían ido de Nebraska porque hacía demasiado frío, los glaciares habían empezado a avanzar y las estaciones de cultivo habían disminuido en todo el mundo.

Artículos alarmistas de este tipo hubo centenares entre 1970 y 1978 en publicaciones de la talla del Washington Post, New York Times, L.A. Times, St. Petersbourg Times, Time Magazine, The Chicago Tribune, Scienc News, etc…
1 de mayo de 2014: la amenaza del "calentamiento global" "El nuevo informe del Panel Intergubernamental de cambio climático de la ONU, publicado ayer, es la prueba más clara y completa hasta ahora de que la Tierra, nuestro único hogar, no está preparada para asumir los riesgos del cambio climático".
Según Samantha Smith, líder de la Iniciativa Global de WWF sobre Clima y Energía, el informe destaca, por primera vez, la enorme diferencia que supondría para la humanidad actuar ahora para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, frente a un escenario en el que no actuemos con rapidez y en la escala necesaria.

Según Smith: “Este informe nos dice que tenemos dos opciones claras: reducir las emisiones ahora e invertir en adaptación, y hacer frente a un mundo con riesgos complicados y difíciles de manejar; o no hacer nada y enfrentarnos a un mundo con unos riesgos e impactos climáticos devastadores e imposibles de manejar".

d) Y fue entonces, durante la segunda mitad de los setenta, cuando la temperatura anual media global comenzó a subir.
e) El periodo 1945-1975 había sido, en el conjunto de los países desarrollados, una etapa en que un reparto más equitativo de los ingresos había permitido mejorar la suerte de la mayoría. Esta tendencia se invirtió en los años setenta.

El inicio de la etapa de calentamiento y el nacimiento de la Teoría del Cambio Climático se superponen en lo social con lo que Paul Kurgman llama "La Gran Divergencia" un fenómeno en el que seguimos inmersos en la actualidad y cuyos efectos más notables son el enriquecimiento de los ricos y estancamiento o retroceso de los trabajadores y de las capas medias.
Los mecanismos que han producido esta divergencia no son de origen económico, ni mucho menos ambiental, sino netamente políticos y han operado mediante diferentes etapas de crisis, siendo la primera de estas la motivada por el alza de los precios del petroleo iniciada durante la guerra del Yom Kippur, cuando la organización de Países Árabes Exportadores de Petroleo (más Egipto y Siria) decidió en octubre de 1973 suspender los envíos a los países que apoyaban a Israel, y optó después por aumentar los precios del crudo.
La subida de los precios del crudo se superpuso al inicio de la subida de temperatura .... y, el modelo de crecimiento vigente entonces entró en una grave crisis.

f) En 1975 se publicaba La Crisis de la democracia. Informe sobre la gobernabilidad de las democracias a la Comisión Trilateral , por encargo de la Comisión Trilateral ( La Comisión Trilateral, es una organización internacional privada fundada en 1973 por David Rockefeller, establecida para fomentar una mayor cooperación entre los EEUU, Europa y Japón; hoy en día, EEUU, Europa y Japón, son también los defensores más sólidos de las tesis del IPCC).
Tal y como cuenta Josep Fontana en su obra "Por el Bien del Imperio", ese informe advierte de los peligros de ... disolución del orden social como consecuencia de la creciente ingobernabilidad de las democracias por la deslegitimación de la autoridad, la sobrecarga de los gobiernos a causa de las excesivas demandas que llegaban de la sociedad y de la participación creciente del público en actividades que debían ponerse en manos de una tecnocracia de burócratas especializados....
Se señalaba además el peligro que representaban las interpretaciones hostiles al sistema que surgían de intelectuales disgustados por la corrupción, el materialismo y por la sumisión de los gobiernos al capitalismo monopolista. Sí, has leído bien, esto se publicó en 1975, no en 2014.
Los empresarios en EEUU comprendieron que no bastaba con oponerse a la agitación de los trabajadores y fuerzas de la izquierda con la represión, había que dar la batalla en el campo de las ideas, con una contrarrevolución cultural que atrajera, en una época de inseguridad económica, a un público que empezaba a estar de vuelta de las ilusiones de la revolución cultural de los sesenta.

Había que dar la batalla con armas que iban más allá de las medidas legales y que debían aparecer como procediendo de fuentes desligadas de unos intereses políticos o económicos concretos. Esto fue lo que inspiró el nacimiento de las fundaciones privadas, financiadas con donaciones con las que los empresarios, además, conseguían deducciones en sus impuestos.
Estas fundaciones actuaban a través de los think tanks, financiando periódicos, revistas, radios, televisiones .... Se financiaban cátedras y proyectos de investigación por encargo, con el final ya predeterminado; fabricaron prestigios intelectuales y difundieron productos científicos deleznables como el libro de Herrnstein y Murray (The Bell Curve, 1994) en el que se sostenía que la pobreza es producto de la baja inteligencia y de la raza.
Es en este contexto en el que también se "compran investigaciones" científicas a la medida y se organizan campañas de desprestigio contra la Teoria del Calentamiento Global, claro está, con el fin de evitar los gastos de la instalación de sistemas anticontaminación en sus fábricas.

g) En el Reino Unido, el gobierno conservador de Edward Heath había caído en 1974 como consecuencia de una violenta y devastadora huelga en las minas de carbón, y otra gran huelga se produjo durante el mandato de Margaret Thatcher.
Fue bajo el gobierno de esta última (1979–1990) que el Reino Unido se convirtió en el principal promotor de la creación del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático de la ONU (IPCC), y comprometió generosos fondos para la creación del Hadley Center que fue inaugurado por la propia Margaret Thatcher en 1990 y es desde entonces una autoridad mundial en materia de “calentamiento global de origen antropogénico”.
thatcher%20at%20the%20hadley.jpg
El Hadley Center se vinculó luego con la Unidad de Investigación Climática de la Universidad de East Anglia (CRU) para convertirse en custodio de las más reputadas mediciones mundiales de la temperatura (junto con la NOAA / National Oceanographic and Atmospheric Administration de los EEUU).

Esta Unidad (CRU) constituyó el “núcleo central” desde donde se propagó en la década de los 90 la alarma mundial sobre el “Calentamiento Global”. Esto sigue siendo así hasta el día de hoy gracias, entre otras cosas, al rol decisivo de Houghton (ahora Sir John) en la edición de los tres primeros informes del IPCC (1990, 1995, 2001) que le otorgaron a dicho organismo de la ONU una autoridad suprema en la materia.
Sir Houghton (cercano colaborador de la señora Thatcher) recibió junto a Al Gore el Premio Nobel de la Paz que le fuera otorgado al IPCC en diciembre de 2007.


Margaret Thatcher estaba determinada a acabar con el sindicato minero, uno de cuyos pilares eran los mineros del carbón organizados en la poderosa NUM ( National Union of Mineworkers), y a alejar definitivamente a su país del carbón como fuente principal de energía.
Y lo cierto es que lo logró: la fuerza de la NUM fue liquidada para siempre y el lugar que ocupaba el carbón en la matriz energética del Reino Unido se redujo drásticamente.
Margaret Thatcher promovió la creación del IPCC y lo utilizó como un think tank al servicio de su política energética, y con gran éxito.
Desconfiando además de los países del Medio Oriente como abastecedores seguros de petróleo, después de la crisis de 1973, ella adoptó la decisión de encaminar decisivamente al Reino Unido hacia el uso de la energía nuclear. Fue en este contexto preciso que muchos millones de dólares gubernamentales se canalizaron durante la “era Thatcher” hacia la Nacional Academy of Science destinados a producir resultados científicos específicos que cimentaran la teoría del “calentamiento global” y las preocupaciones en torno al CO2 como amenaza al medio ambiente global y la estabilidad del clima.
Creían que el argumento ambientalista y la alarma del Calentamiento Global serían de gran utilidad para vencer el rechazo social que generaba la energía nuclear. Coincidió con los primeros resultados de los modelos de computación, muy rudimentarios, sobre el efecto en la temperatura de las emisiones de CO2 y comenzaron las predicciones de grandes desastres a menos que se redujeran las emisiones de gases. Margaret Thatcher fue la primera en utilizar estas predicciones sobre desastres con fines políticos, en provecho de su política nuclear.Este fue el inicio de la industria científico-mediática del Calentamiento Global a cuya eclosión asistimos en la última década, y en el origen de esta historia se encuentra, omnipresente, la figura “pionera” de la Dama de Hierro (no olvidemos que era graduada en química). Ella y no otro es la madre de esta criatura. Su motivación principal fue claramente política, y fueron sus preocupaciones en torno a la “seguridad energética” del Reino Unido las que actuaron como el motor de fondo de toda esta historia desde sus orígenes, hace unos 26 años aproximadamente.
La creciente alarma generada en torno al tema, y los torrentes de dólares que comenzaron a fluir en aquellos años hacia la Climate Science no hizo más que acrecentarse en la década siguiente, primero en el Reino Unido, y luego en el resto de Europa y los EEUU.La Ciencia inició su camino hacia la pérdida de independencia y conversión en Ideología.
Es curioso comprobar como mientras empresarios de EEUU, a traves de sus fundaciones, financiaban estudios científicos para producir "por encargo" argumentos contra la Teoría del Calentamiento Global, el Gobierno de Margaret Thatcher hacía exactamente lo mismo pero con el objetivo opuesto: financiar proyectos de investigación que reforzaran la teoría del Calentamiento como argumento a favor de la energía nuclear, y de paso, corregir su maltrecha balanza de pagos, muy desfavorable en aquel tiempo a causa del alza del precio del petroleo que debían importar.Esto nos debería llevar más alla del análisis simplista que señala a los negacionistas como conservadores/neoliberales y a los calentólogos como progresistas (movimientos ecologistas, grupos de izquierda ...), para poder retornar al debate científico necesario, debate científico y honesto, única manera de hacer luz sobre este asunto.En Ciencia, son las pruebas y las evidencias las que mandan; un argumento científico se rebate tan solo con otro de mayor poder explicativo, capaz de interpretar los fenómenos del pasado y que además sirva para elaborar predicciones del futuro, verificables y ciertas.El consenso, las mayorías ... no sirven en el debate científico; solo las hipótesis "probadas" ayudan a avanzar en el conocimiento y comprensión de los fenómenos naturales.Sustituir en el debate el argumento científico por el argumento "ad hominem" es la señal más clara de que la discusión es estéril, no añade conocimiento, no conduce a ninguna parte y actúa como obstáculo para progresar en la búsqueda de la verdad.
Personalmente no soy optimista sobre el desarrollo futuro del debate sobre el Cambio Climático; como científico y amante de la Ciencia observo con tristeza la muerte, o mejor dicho, el asesinato del método científico como método de trabajo, del fair play y de la colaboración entre científicos, del respeto por el trabajo del otro ....
Observo la pelea ideológica teñida de trabajo científico, y lo más doloroso, la pérdida de confianza en los científicos que esta controversia traerá, cuando con el paso de los años, todo se vaya diluyendo lentamente y se vaya dejando de hablar de este tema; pero los auténticos problemas ambientales globales seguirán ahí: desertización, pérdida de suelos, deforestación (antrópica, claro está), difícil acceso a los alimentos y agua potable, tratamiento de basuras y residuos, contaminación de aire, suelo y oceanos, enfermedades "invisibles" (malaria, mal de chagas ...) .


Ir a la página de Inicio